EN 2017 DESAPARECIERON 15,8 MILLONES DE HECTÁREAS

EN 2017 DESAPARECIERON 15,8 MILLONES DE HECTÁREAS

El aceite de palma sigue destruyendo bosques aunque las empresas prometan lo contrario

Un reciente informe ha analizado la actividad de los principales productores y distribuidores de aceite de palma a nivel mundial para comprobar que el compromiso adquirido no se está cumpliendo.

Las compañías deben tomar medidas ya para cumplir los objetivos fijados para 2020
Las compañías deben tomar medidas ya para cumplir los objetivos fijados para 2020 | Wikipedia

En 2017 se registró el segundo peor dato de la pérdida de árboles tropicales, ya que desaparecieron hasta 15,8 millones de hectáreas de bosques que desempeñan un papel clave a la hora de mitigar el cambio climático. Y las empresas que se encargan de producir aceite de palma tienen gran parte de culpa. Las autoridades les instaron a que se comprometieran a mitigar la deforestación, algo que, como ha comprobado un nuevo informe de la plataforma SPOTT (una iniciativa puesta en marcha por la Zoological Society of London, ZSL), no parecen estar cumpliendo.

La encuesta evaluó la actividad de los 70 productores y distribuidores de aceite de palma más importantes del planeta. Gracias a su análisis pudo descubrir que, pese a que 49 de estas compañías habían adquirido algún tipo de compromiso de deforestación cero, muchos de sus objetivos marcados carecen por completo de alcance y menos aún de verificación sobre el terreno.

A esto hay que sumar que tan solo 26 de las empresas que han formado parte de la encuesta esperan que sus proveedores cumplan los compromisos adquiridos. Mientras, solo 24 han facilitado información acerca de cómo monitorizan la cobertura forestal en toda la cadena de suministro para garantizar que no haya una deforestación. Es decir, que al no reclamar información a terceros, muchas de estas compañías pueden afirmar que cumplen sus compromisos con la deforestación cero, al mismo tiempo que siguen contribuyendo a la pérdida de los bosques.

"Sin compañías que monitoricen la deforestación en el terreno y amplíen sus compromisos a todas sus operaciones, las compañías que se comprometen a estar libres de deforestación tienen poco peso”, apunta Michael Guindon, asesor técnico de Aceite de Palma de ZSL. “Solo quedan dos años para cumplir los compromisos de deforestación de 2020. Los productores de aceite de palma, y ​​las compañías a lo largo de toda la cadena de suministro, deben actuar ahora”.

Para verificar si están cumpliendo o no su compromiso, este informe pide a las compañías que proporcionen información detallada sobre las áreas de mayor riesgo donde trabajan, así como los plazos para seguir la cubierta forestal y los métodos que emplean para llevar a cabo dicha tarea.

Ciencia en TecnoXplora | @TecnoXplora | Madrid | 12/11/2018

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.