ha proporcionado información sobre los movimientos del viento

ha proporcionado información sobre los movimientos del viento

¿Cómo grabó la sonda InSight el sonido de Marte si no tiene micrófonos?

Hace unos días la NASA nos ofrecía unos sonidos procedentes de Marte que representaban el movimiento del viento marciano. InSight fue la sonda que captó estos datos y la pregunta es: si InSight no tiene micrófonos, ¿cómo ha podido captar sonidos?

Superficie de la plataforma de aterrizaje de InSight
Superficie de la plataforma de aterrizaje de InSight | NASA/JPL-Caltech

Antonio Pérez Verde | @aperezverde | Madrid | 17/12/2018

Para responder esta pregunta, en primer lugar hay que hablar sobre la naturaleza del sonido. Se trata de una onda mecánica catalogada como "de presión". Que sea mecánica implica que necesita un medio para propagarse: aire, agua, piedra...

Da igual, pero un medio físico al fin y al cabo. Es por eso que el sonido no se propaga en el vacío. Que sea una onda de presión lo que nos dice es que se propaga mediante compresiones y descompresiones del medio por el que se propaga.

¿Es posible que en Marte se propague el sonido? La respuesta es sí ya que existen medios para que la onda sonora viaje.

Incluso podría hacerlo a través del aire aunque la presión atmosférica sea 120 veces inferior a la terrestre. Pero como les dije, InSight, a diferencia del Curiosity, no lleva micrófonos. Por lo tanto, ¿cómo se han grabado estos sonidos marcianos?

Para ello se han utilizado dos sistemas de obtención de datos:

1.- El sensor de presión (PS), que forma parte del conjunto de instrumentos APSS, que también incluye la aportación española TWINS y el sismómetro SEIS.

2.- El sismómetro SEIS, que ha utilizado un conjunto de detectores que está operativo a pesar de que el instrumento todavía no ha sido colocado en la superficie marciana.

Con el sensor de presión se han captado variaciones en la presión atmosférica marciana. Estas oscilaciones tenían una frecuencia de unas 10 vibraciones por segundo, es decir 10 Hz.

Los ingenieros de la misión lo que hicieron fue transformar esa información en una onda sonora de esa frecuencia. Sin embargo, como el oído humano detecta ondas comprendidas entre los 20 Hz y los 20.000 Hz, resultaban inaudibles para nosotros.

Para solucionarlo han acelerado la onda en un factor de 100, pasando la frecuencia de 10 Hz a 1.000 Hz, quedando en la zona más sensible del oído humano y, por lo tanto, perfectamente audible.

¿Qué han captado con el sismómetro? Con el conjunto de sensores detectaron una serie de vibraciones producidas sobre la plataforma de aterrizaje. Estas vibraciones estaban producidas por el débil aleteo que provocaba el viento sobre los paneles solares.

De esta forma, el soplido del viento se transportó hasta la plataforma de aterrizaje a través de las bisagras que unen los paneles con el módulo de aterrizaje. La frecuencia de estas vibraciones eran de unos 250 Hz y para transportarlas hasta una frecuencia similar a la señal procesada del sensor de presión, aceleraron la señal en un factor de 4, quedando también perfectamente audibles.

El sonido procesado a partir del sensor de presión lo pueden encontrar aquí, mientras que el basado en los datos del sismómetro, lo encontrarán aquí. No es necesario un micrófono para captar sonido, únicamente hay que aprovechar ciertas características que ofrece la naturaleza de las ondas mecánicas.

Más noticias

Los mas vistos

Becas Red Leonardo

¡Abierto el Plazo! Becas a investigadores y creadores culturales

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.