Si crees padecer síntomas de coronavirus, pero no estás seguro de si has contraído el virus o simplemente tienes un resfriado, una gripe o una alergia normal, te contamos cómo diferenciarlos en el vídeo superior.

La mayoría de personas ya sabemos los síntomas básicos del COVID-19: fiebre, tos y dificultad para respirar.

Uno de los mayores problemas del coronavirus, además de su rápida propagación, es lo mucho que se parecen sus síntomas al de otras enfermedades más comunes. Si tienes fiebre, bien podría deberse a que tienes el virus, o bien a que tienes un catarro u otro tipo de virus respiratorio.

Sin embargo, si padeces algún síntoma muy similar a los del coronavirus, y todavía no estás seguro o no te han hecho las pruebas, lo mejor que puedes hacer es permanecer en casa a la espera de un resultado fiable. Puesto que, si sales a la calle y al final resulta que sí lo tienes, podrías haber contagiado a más personas sin querer.

Si tú o alguien de tu familia creéis haber cogido el coronavirus, es muy posible que estéis asustados por un posible contagio a tus seres queridos. Sin embargo, no tiene por qué tratarse de un positivo en el COVID-19, sino de cualquier otro padecimiento de lo más habitual. En el vídeo superior te contamos las diferencias.

No obstante, si sigues dudando, te recomendamos que llames al número gratuito habilitado para consultas sobre coronavirus de tu comunidad autónoma.

Por otro lado, si das positivo en coronavirus y como seguramente ya sabrás, si tienes síntomas leves permanece en tu casa, cuídate y aíslate. Si tienes dudas, como ya hemos dicho, llama a expertos y consúltales.

SEGURO QUE TE INTERESA:

Google Maps también muestra información relativa al COVID-19

Hantavirus, la infección que preocupa ahora a China