NOMBRE, UBICACIÓN, HISTORIAL...

NOMBRE, UBICACIÓN, HISTORIAL...

¿Qué datos guardan las apps que usan los niños? Este estudio lo ha analizado

Igual deberías dejar de preocuparte de los datos que cedes a tus apps... y centrarte en los que ceden tus hijos.

Niños con móviles
Niños con móviles | Agencias

Hace tiempo no sabíamos (ni nos importaba lo más mínimo) el tipo de información personal que un servicio informático podría estar guardando sobre nosotros. Sin embargo, por suerte para todos, esa etapa se ha acabado: ahora cada vez estamos más concienciados de la necesidad de proteger según qué informaciones e incluso ya hay normativas internacionales que regulan el uso que se hace de estos datos.

Muchas veces nos preguntamos qué datos recopilan las redes sociales o las aplicaciones sobre nosotros cuando las usamos, pero, ¿y cuando las usan nuestros hijos pequeños? Teniendo en cuenta que ellos tienen una percepción del riesgo mucho menor que la nuestra (o incluso nula), ¿no estarían cediendo más datos de los que deberían?

Lo que las apps saben de tus hijos

Esta pregunta es la que se ha ocupado de responder la International Computer Science Institute de la Universidad de Berkeley, que, en un estudio, ha querido saber a qué tipo de informaciones acceden las aplicaciones que más usan nuestros hijos.

Para saberlo, los investigadores han analizado 5.955 aplicaciones destinadas específicamente a un uso realizado por niños. Y en este análisis se han dado cuenta de que muchas apps recopilan datos mínimos para su correcto funcionamiento, como el correo del usuario o la tarjeta de crédito en el caso de apps que incluyan micropagos, pero también mucha otra información que va más allá de lo necesario.

Así pues, entre estos datos almacenados y acatalogados también se encuentra información sobre la ubicación del menor, su edad, su historial de navegación o incluso su historial de llamadas. La suerte para estas aplicaciones es que si los adultos no miramos los términos y condiciones de una app antes de aceptarlos, los niños pequeños tampoco son una excepción.

El 57% rompe la privacidad

El estudio, en resumen, ha determinado que el 57% de las aplicaciones analizadas vulneran de manera sistemática la privacidad de los niños que las usan. ¿Por qué? Porque, a pesar de que las normativas obligan a estas aplicaciones a que solo recopilen los datos esenciales para que la propia app pueda funcionar, lo cierto es que, a la hora de la verdad, están yendo mucho más y recogiendo datos que en absoluto deberían recoger.

Con toda esta información, las aplicaciones analizadas por la Universidad de Berkeley no solo están creando perfiles de usuario, sino también patrones de comportamiento y navegación que, de cara al futuro, les permitirían mejorar las apps, pero también saltarse a la torera las normas de privacidad más básicas.

C. Otto | @ottoreuss | Madrid | 11/10/2018

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.