TecnoXplora » Apps

CHATEAR DESDE LA MUÑECA YA ES POSIBLE

¿Era WhatsApp el empujón que necesitaban los smartwatches?

El chat por excelencia ha llegado a Android Wear, en fase de pruebas, y de su mano viene una oleada de preguntas: si ya está Gmail, está Facebook y está WhatsApp, ¿los relojes inteligentes tienen todo lo que necesita un usuario medio? ¿Sirven ahora para algo? ¿Ha llegado el momento de rascarse el bolsillo?

Smartwatch

Flickr Smartwatch para usar Whatsapp desde tu muñeca

Publicidad

David G. Ortiz | @gomezortiz | Madrid
| 12.08.2014 00:19

Si eres de los que piensan que un reloj inteligente, salvo que seas un 'runner' empedernido, no te va a aportar casi nada que no te aporte ya el smartphone que llevas constantemente en el bolsillo, no podemos culparte. Con la tecnología y el ecosistema de aplicaciones de los relojes inteligentes todavía en pañales, en gran medida llevas razón.

Lo único que a día de hoy se puede decir para tratar de convencerte es: espera, ya llegarán las apps verdaderamente interesantes a tu muñeca. Mientras tanto, es poco más que una segunda pantalla –más pequeña– para revisar las notificaciones de tu móvil. Pero eso está empezando a cambiar.

Por fin están desembarcando en Android Wear, la versión del sistema operativo de Google para dispositivos 'wearables', las aplicaciones que el usuario medio utiliza constantemente. Faltan los juegos, y hasta que no lleguen –y con una jugabilidad adaptada- no habrá una auténtica revolución en los 'smartwatch', pero ya está aquí WhatsApp.

SmartWatch

El rey de chats, casi hegemónico en España, acaba de desembarcar en Android Wear y la primera versión, aunque limitada, es bastante mejor de lo esperado. WhatsApp podría haber llegado a los relojes como un simple 'feed', una cascada de notificaciones que se van mostrando en tu muñeca al mismo tiempo que en tu smartphone, y eso hubiera sido decepcionante hasta para un acercamiento inicial.

Sin embargo, el servicio de mensajería ahora propiedad de Facebook ha llegado a los smartwatches con capacidad para responder a los mensajes de viva voz, y eso se parece más a la experiencia que espera y desea encontrar el usuario de a pie. Faltan un par de cosas: que entienda el español y que se puedan enviar mensajes de motu proprio, sin reaccionar a una notificación previa. Poco a poco. Se trata de un lanzamiento en fase 'beta' y seguro que todo eso está en camino.

De hecho, ya podemos ver lo sencillo y útil que resulta manejar correos electrónicos (con GMail) y mensajes de texto (con Hangouts). Sin tener que recurrir al teléfono se pueden leer mensajes enteros, responderlos, archivarlos y hasta redactar emails desde cero. Falta, eso sí, la opción de reenviar. Y más o menos lo mismo sucede con los SMS.

Smartwatch

En lo que respecta a redes sociales, sin embargo, la cosa está algo más verde. No hay aplicación oficial de Twitter para Android Wear y la de Facebook deja mucho que desear. Te avisa de que tienes un comentario, pero si quieres leerlo tienes que sacar el móvil; los mensajes sí aparecen en tu muñeca, pero solo un fragmento... Aquí se repite lo que hemos dicho de los juegos: hasta que las principales plataformas sociales no desembarquen en los relojes con una app a la altura no vamos a ver muchos smartwatches en el autobús.

Solo los 'early adopters' están dispuestos a gastarse cientos de euros por un dispositivo móvil que no permite enviar WhatsApps cuando uno quiere, que no permite reenviar emails y que tiene un acceso a Facebook verdaderamente limitado.

Por eso decíamos al comienzo de estas líneas que no podemos culparte si eres de los que piensan que un reloj inteligente no te va a aportar casi nada que no te aporte ya el smartphone. A día de hoy, y aún sabiendo que esto cambiará en cuestión de meses, tienes toda la razón.

Publicidad