COGEN EL RELEVO DE INFLUENCERS Y MICROINFLUENCERS

COGEN EL RELEVO DE INFLUENCERS Y MICROINFLUENCERS

¿Cómo te puedes convertir en nanoinfluencer en Instagram?

No nos engañemos: llegar a ser un influencer en Instagram es una tarea más que complicada. Te tienen que seguir, al menos, 100.000 cuentas para que puedas tener un poder de influencia real y que las marcas se peleen por pagarte posts patrocinados. Sin embargo, algo está cambiando en el ecosistema influencer.

Instragam
Instragam | Maxpexels

En un estudio llevado a cabo por Dr. Johan Berger, catedrático de Wharton School, y por el equipo de la agencia de investigación de mercados Keller Fay Group, se demostró que los usuarios con una influencia limitada en su círculo de contactos, tienen mucho más poder de persuasión que las denominados “celebrities”.

De ese modo, se demostraba que aquellos que fueron llamados micro-influencers o nano-influencers tenían más capacidad de convencer a sus seguidores del producto o servicio que estaban promocionando en Instagram. Hoy en día, las marcas están dirigiéndose cada vez más a estos sectores de usuarios de Instagram, por distintos motivos.

El primero de ellos es que tienen más cercanía con la gente que les siguen, por lo que pueden ser mejores prescriptores de la marca que promocionan. En segundo lugar, porque son más baratos: no piden tanto como los influencers de más de 100K de seguidores y, de hecho, muchos de ellos se conforman con recibir unas muestras del producto para probarlo y usarlo.

Aun así, ya quieras ser micro-influencer (entre 10.000 y 50.000 seguidores) o nano-influencer (entre 1.000 y 10.000 seguidores) tienes que seguir unas pautas que son comunes a todo este ámbito de negocio.

1.- Define tu estilo: ten en cuenta que si tienes X número de seguidores es porque les atrae lo que les cuentas y, posiblemente, de un mismo sector. Por eso es importante que definas tu estilo, para tener una coherencia en tu mensaje y no escribir o mostrar cada día un producto totalmente distinto del anterior.

2.- Contenido de calidad: no dejes que la rapidez por la que quieres subir tus imágenes te arruinen tu cuenta personal. Publica fotos de calidad, edítalas antes si es necesario con algún programa de edición y cuida los filtros que pones y los stickers, pueden decir mucho de tu personalidad.

3.- Da importancia a los Stories: más allá de las imágenes que subas en tu timeline de Instagram, ten en cuenta también que, hoy en día, las Stories son las que más visualizaciones tienen. Eso sí, si no tienes más de 10.000 seguidores no podrás introducir links en ellas. Tenlo en cuenta a la hora de ofertar tus servicios a las marcas.

4.- No vayas por caminos rápidos: es decir, no se te ocurra comprar followers en las granjas de seguidores que invaden internet por un módico precio. Al final te pillarán y será peor.

5.- Utiliza las etiquetas: son una herramienta fundamental para hacer más viral tu mensaje y que más gente te conozca y te siga. Ya sabes que puedes poner cuantas quieras, así que no te cortes.

TecnoXplora | @tecnoxplora | Madrid | 03/12/2018

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.