Beau Brown es, en palabras de Valeria Ros, "un americano que no conoce el significado de la palabra escalera" porque "siempre llega a todos lo sitios". Y es que este joven, que mide 2,15 metros, relata en sus redes sociales -donde tiene más de dos millones de seguidores-, todo lo que le ocurre en su día a día debido a su altura. Así, recientemente ha sido noticia después de que le hicieran cambiar de vuelo y le pasaran a primera clase porque no cabía en los asientos de turista.

Pero no todo son inconvenientes: en el supermercado, por ejemplo, llega a cualquier estantería sin problema alguno, por lo que otros clientes le acaban pidiendo ayuda. En el vídeo que ilustra estas líneas puedes ver cómo es su vida y los problemas que se encuentra al ir a un hotel donde la ducha es demasiado baja para él.

El aparatoso resbalón de una streamer

La protagonista de este vídeo viral estaba haciendo un directo de Twitch en bikini desde una piscina casera cuando sufrió un desafortunado resbalón: