Ana Morgade ha buceado en las redes para encontrar algunas de las actividades cotidianas que los clientes de Ikea en China llevan a cabo sin reparo alguno dentro de la propia tienda de muebles, prácticamente como si estuvieran en su propia casa.

Todo comienza con un hilo de Twitter de Dinastía Chip, que muestra a los clientes poniéndose de lo más cómodos en plena tienda, incluso echándose la siesta en las camas en exposición.

 

Otros usuarios no dudan en dar una cabezada en una litera de la sección infantil o comer en las cocinas de muestra. Algunos incluso aprovechan el wifi gratuito para navegar por Internet cómodamente desde un sofá de exposición.

Así, destaca Anna Simon, a falta de mejor plan vacacional, siempre nos quedará pasar la tarde en algún establecimiento de la famosa cadena sueca.