Maya Pixelskaya presenta en Zapeando a una persona cuya habilidad con las piezas de lego le cambió la vida. Se trata de David Aguilar, un joven que nació sin el brazo derecho por una enfermedad congénita. Desde pequeño a David le encantaba jugar con legos, así que con tan solo nueve años se construyó un brazo. Ahora, con 21 años, estudia bioingeniería y va camino de convertirse en toda una eminencia.

El propio David charla a través de una videollamada con los zapeadores sobre su habilidad con los legos. "Fue mágico y curioso al mismo tiempo, no podría explicarlo con palabras ", explica David sobre cómo siendo tan pequeño pudo crearse una prótesis con legos. El joven explica que tuvo "una muy buena educación" en el que sus padres le inculcaron desde pequeño que debía adaptarse a su situación: "Supe adaptarme y puedo vivir una vida normal".

Pero David no se quedó en esa prótesis y ahora tiene hasta 11, incluidas las que trabajó con Lego en un proyecto. Además, el joven ha adaptado otra prótesis para poder montar en patinete. "Para ir a la universidad, como hay que ser ecológicos y usar menos el coche, mi padre tuvo la idea de crear una prótesis para un patinete eléctrico", explica David, que detalla que "es un muelle elástico que le permite agacharse si tiene que esquivar ramas y bastante sólido para aguantar baches".

El único español que tiene una isla con su nombre en la Antártida

Gotzon Mantúliz presenta 'Cacho Island', una isla en la Antártida que lleva el nombre del científico español Javier Cacho, quien es entrevistado en este vídeo de Zapeando.