MUY POCOS DAN LA CARA

MUY POCOS DAN LA CARA

Fuga de responsabilidades ante las preguntas de Alberto Chicote sobre las intoxicaciones en residencias universitarias

Le cuelgan el teléfono, interrumpen sus entrevistas, se niegan a hablar delante de las cámaras e, incluso, mandan a una cocinera a dar la cara: Alberto Chicote se enfrenta a la huida de los responsables por las intoxicaciones alimentarias en las residencias universitarias.

laSexta.com
  Madrid | 13/06/2019

Alberto Chicote investiga en ¿Te lo vas a comer? la mala alimentación a la que se tienen que enfrentar los jóvenes que viven en residencias universitarias de diferentes partes de España.

El primer destino al que acude el exitoso chef está en Sevilla. Se trata de la residencia Rector Estanislao del Campo. Allí, habla con sus residentes, un grupo de jóvenes que le muestran imágenes del lamentable estado de la comida que les ofrece. En ellas se pueden apreciar fruta y pan con moho, yogures con pelos o cubiertos con tropezones.

Este centro sevillano, que acumula gran cantidad de denuncias de sus residentes, es una de las residencias recomendadas por la Universidad de Sevilla. Chicote se presenta a las puertas de Estanislao del Campo junto a los jóvenes indignados con la mala calidad de la comida, para hablar con la directora. Ésta, que solo admite hablar por teléfono, niega haber recibido quejas, algo que deja alucinados a los universitarios.

Después de hablar con la directora, el presentador se reúne con la vicerrectora de la Universidad de Sevilla, quien en la misma línea que la primera insiste en negar que haya habido quejas por la calidad de la comida que ofrecen sus residencias. Pero Chicote la pone en apuros tras mostrar los lamentables menús que ofrecen las residencias.

En su segundo destino, Alberto Chicote visita Madrid, la comunidad que más universitarios acoge de todo el país. Allí, Chicote habla con dos chicas que viven en una de la residencias madrileñas: la Duque de Ahumada. Este centro, gestionado por la Asociación Pro Huérfanos de la Guardia Civil, no para de recibir críticas por la mala calidad de la comida que ofrecen y que han originado más de una intoxicación.

Desde salmón crudo a merluza con moscas, los menús de la residencia indignan a Chicote quien, además, queda alucinado con la confesión de una chica: se somete a análisis todos los años por miedo a tener algún problema de salud por culpa de esta alimentación.

Además, el presentador charla con dos exalumnos de la misma que confirman el riesgo de vivir allí: "Un amigo sufrió una intoxicación derivó en colon irritable e intolerancia a la lactosa".

Por otro lado, Chicote habla con el portavoz de Asociación Unificada de Guardias Civiles sobre esta dramática situación, quien denuncia que "el problema es el oscurantismo que envuelve" a dicha residencia.

Chicote decide llamar en ese momento a la residencia para hablar con sus responsables, aunque en un principio se declaran fans del cocinero en cuanto este empieza a preguntar sobre las intoxicaciones la actitud cambia y hasta le llegan a colgar el teléfono en una segunda llamada.

El presentador no para de recibir evasivas, por lo que no consigue recibir ninguna información de las intoxicaciones alimentarias en las residencias universitarias. Ni sus responsables ni la gente que les controla da explicación del peligroso suceso.

Por eso, Chicote solicita reunirse con un responsable de 'Madrid Salud', pero todo lo que consigue es una llamada con la jefa de Unidad de Brotes y Alertas Alimentarias del Ayuntamiento de Madrid, Julia Treviño.

Por último, Chicote entrevista a Ricardo Cuevas, director general de Universidades de Castilla - La Mancha. Durante la reunión para conocer cómo se elaboran los menús de estos centros un miembro del equipo del director interrumpe la entrevista: "Vamos a ir cortando ya".

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.