El equipo de ¿Te lo vas a comer? contacta con una mujer que está metida de lleno en el negocio del marisco ilegal. Se encarga de hacer llegar las almejas de Portugal hasta las depuradoras españolas.

Ella se encarga de poner en contacto a compradores y vendedores: "Compran el producto en las playas, lo meten en los coches y se lo llevan a las depuradoras de Galicia o de Andalucía".

Además, confiesa que en la última operación "ha vendido tres toneladas en un solo envío". Una cantidad que "se reparte entre distintos compradores".

Pero, asegura, los compradores saben que "el producto es de origen ilegal" y ellos mismos "lo hacen pasar por su almeja".

Otros momentos destacados

El negocio ilegal de marisco portugués tiene duras historias detrás. Tras adentrarse en los guardacostas gallegos, Alberto Chicote entabla una conversación con dos comerciantes de almejas ilegales que aseguran que lo hacen porque no tienen "nada que comer".

Alberto Chicote ha protagonizado un momento de tensión con uno de esos comerciantes después de que fuera interceptado sin la documentación necesaria para comercializar el marisco en España: "No puedes comprar un material que no tiene documentación. Porque te han pillado, si no, acaba en las depuradoras".