EL OPTIMISMO DEL GOBIERNO CONTRASTA CON LOS INDICADORES ECONÓMICOS

EL OPTIMISMO DEL GOBIERNO CONTRASTA CON LOS INDICADORES ECONÓMICOS

Pujalte: "No se puede decir que ahora mismo estemos saliendo de la crisis"

El balance de la economía española tiene buenas y malas noticias. De un lado, el turismo funciona y las exportaciones otorgan valor a la capacidada productiva del país, del otro, la deuda, el déficit o la cifra de parados desacreditan la política de un Gobierno incapaz de crear esperanza.

El balance de la economía española tiene en el haber, lo positivo, lo que funciona. En el debe, lo que no. El lado de lo positivo lo inaugura, flamante, el turismo. España es el cuarto país del mundo en número de turistas y el segundo por ingresos. En los primeros seis meses del año, los turistas internacionales dejaron en España 18.800 millones de euros, un 2,6% más que en el mismo periodo de 2012, que ya fue extraordinario.

Sólo en agosto han venido 8,3 millones de visitantes internacionales. Récord. Queda una duda. ¿Vienen más pero gastan menos? ¿Estamos apostando por un turismo barato? "Lo que estamos viendo es que vienen muchos turistas pero gastan menos por turista y día", explica el economista José Carlos Díez.

De vuelta al esquema, aparecen las exportaciones. En los primeros seis meses del año, las ventas de España al exterior han subido un 7,3%. Un récord gracias a empresas como muebles Treku.

La crisis dejó a un negocio con más de 60 años de historia sin compradores. Tuvieron que hacer un ERE y entrar en concurso de acreedores. La empresa está en Zarautz pero la solución a sus problemas la encontraron en Estados Unidos.

Un distribuidor vende sus muebles en sus 43 tiendas por todo Estados Unidos. También exportan a Canadá, Méjico, Colombia, Chile, Alemania, Francia y a los hoteles más exclusivos de Costa de Marfil.

Casa Santoña también apuesta por un producto distinto y de máxima calidad. Una de cada diez conservas acaba en bocas francesas, italianas, suecas o malayas. Calidad y valor añadido. No es la norma en las exportaciones españolas.

Aquí la apuesta es tirar los costes de producción. Como en la planta de Nissan de Barcelona. La empresa amenazó con llevarse la fabricación de un nuevo coche fuera de España. Se quedarán y pero hay que pagar un precio: Más días de trabajo al año, sueldos congelados y descansos más breves.

Así que el récord español de exportaciones tiene una sombra: ¿Se debe a la innovación de muebles Treku y a la calidad de Casa Santoña o a las medidas drásticas de inversores extranjeros como Nissan?

Pese a las dudas, lo que depende de fuera, mejora. También la bolsa, que ha vuelto a tocar los 9.000 puntos, y la prima de riesgo, que ronda los 240 y sigue mejorando. Si se mantiene en sus cifras actuales, el Estado podría ahorrar entre 3.500 y 5.000 millones de lo presupuestado.

Así queda el lado izquierdo del balance. En las buenas noticias, están el turismo, las exportaciones, la bolsa y la prima. Otra cosa es el lado derecho, el del debe. Los malos augurios los encabeza la deuda. Hoy supone un 92% del PIB. Desde que Rajoy está en La Moncloa, España se endeuda a razón de 300 millones más cada día. El déficit también está descontrolado.

Hasta julio, los niveles han llegado al 5,27% del PIB, demasiado cerca del objetivo para todo el año: Un seis y medio. En el mundo, España está en el puesto 145 junto a Egipto y Ghana.

El crédito es otro de los problemas más importantes de la economía España. Aquí la posición de España es la 138, a la altura de Mozambique, Angola, Burundi y Mongolia. En julio de este año, los préstamos para familias y empresas bajaron un 13%.

En la ‘Lanzadera’ buscan soluciones. Asesoran a gente con ideas y les presentan a gente con dinero. A los mejores, les ofrecen el mejor contexto para convencer a los inversores. Rodeados de agua salada, música y cervezas, tienen 24 horas para persuadir los inversores de que lo mejor que pueden hacer con su dinero es apostarlo a una idea.

A Carlos Ferrando, le hubiera venido bien subir al barco en busca de crédito. Junto a dos socios, inventó cascos de bici plegables pero nadie quiso financiarlos. Diseño y seguridad en un entorno urbano. En 2012 se vendieron en España más bicis que coches así que los cascos parecen un buen negocio pero, ¿qué ocurrió cuando fue al banco a pedir un préstamo?

Para darles 80.000 euros, les pedían 110.000 de fianza. Así que tuvieron que buscar el dinero en el Crowdfunding, una microfinanciación colectiva con la que han sacado 45.000 €.

Deuda, déficit, crédito, inversión privada...Y seguimos sumando malos datos: En el segundo trimestre, el gasto público descendió un 2,9% y el consumo interno, el de los hogares, un 3,2%.

La consecuencia, comercios cerrados por toda España. Y aún queda una última línea por escribir: El paro. 6 millones de españoles sin empleo.

laSexta.com | Madrid | 27/09/2013

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.