El periodista chileno Jorge Said ha vivido en primera persona el ataque a un convoy de civiles en la ciudad ucraniana de Irpín.

El reportero de 'Canal 13' de Chile viajaba en un autobús en el que también se encontraban mujeres y niños que ha sido atacado por el Ejército ruso.

En una entrevista en Más Vale Tarde nos ha contado "que había un montón de gente escapando" de Irpín porque "las fuerzas rusas están aterrorizando a la población" para "usar la ciudad para hospedar a ejércitos completos y comenzar a invadir Kiev en los próximos días".

"Algunos compañeros se han encontrado con un tanque, estaban muy asustados. Según algunos de mis colegas, las bombas llegaron a impactar a 30 metros" del convoy.

También ha informado de que los periodistas saldrán en las próximas horas de Kiev porque "la situación se está poniendo muy difícil" y corren el riesgo de quedar "atrapados en una ciudad sellada". "La ciudad se está sellando, no se puede andar hacia ningún lado. Es muy peligroso andar por la calle, la situación es muy dura. A mí hace un par de días me apuntaron (con un arma)", ha denunciado en el vídeo superior.

En este sentido, ha comentado que los periodistas que cubrirán la información en Kiev en los próximos días serán personas con instrucción militar o que pertenecen a las fuerzas especiales.