Con el fin del estado de alarma centenares de personas se echaron a las calles en la madrugada del sábado y organizaron botellones en diferentes puntos de España para celebrar lo que muchos denominaron la "libertad" que les otorga el fin del toque de queda o de las limitaciones a la movilidad. Unas imágenes que han desatado, por otro lado, la indignación de muchos ciudadanos, entre ellos la de la periodista Mamen Mendizábal, que en Más Vale Tarde ha condenado estas actitudes.

"Libertad para beberse una cerveza incluso había durante la dictadura, con Franco. No confundamos lo que es la libertad aquí", ha defendido Mamen Mendizábal. "Es una vergüenza", ha añadido la presentadora, reconociendo que le costaba callarse.

Lo cierto es que a las 00:00 horas del día 9 de mayo, improvisadamente se organizó una cuenta atrás y las plazas de las principales ciudades se llenaron de gente bailando y cantando, sin respetar la distancia de seguridad y, en muchas ocasiones, sin la mascarilla entre los asistentes.

Atendiendo al equipo de laSexta que fue testigo del momento, muchos de los irresponsables declararon que "eran libres" y que había que "disfrutar y liarla" en una noche que consideraban "muy emocionante". "Afortunadamente nos ha pillado con la gente mayor vacunada, es lo único que nos salva", ha puntualizado Mendizábal.