La Unión Europea recomienda aislar todas las zonas donde la Incidencia Acumulada (IA) supere los 500 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días. Esta nueva recomendación afectaría a prácticamente todo el territorio español. Solo cinco comunidades autónomas se salvarían de este cierre perimetral: Asturias, País Vasco, Cantabria, Canarias y Navarra. La IA media del país sigue subiendo y hoy se sitúa en 884.

De hecho, hay tres comunidades que no están cerradas de forma perimetral a pesar de superar con creces la IA de 500 casos. Estas son Extremadura, donde los contagios se han disparado y sí se limita la movilidad entre municipios; Madrid, que tiene restricciones en zonas básicas de salud; y Baleares, que tiene restricciones para entrar y salir de Formentera.

Este aumento de contagios se refleja en la ocupación de las UCI por pacientes COVID-19. El riesgo extremo se da cuando los pacientes con coronavirus ocupan más del 25% de las camas de las UCI, y eso es algo que ocurre en casi todo el país (en 15 zonas).

La peor situación hospitalaria se registra en La Rioja, donde las UCIs están ocupadas en un 64,10%. Le siguen la Comunidad Valenciana con el 61,37%; Melilla con 58,82%; Castilla-La Mancha con un 52,89% de ocupación; Cataluña con el 49,87%; y Madrid, con un 49,63% de ocupación.

Observando la evolución de los datos destaca que los ingresados en UCI casi llegan a duplicarse desde la Navidad. Muchas unidades hospitalarias ya han comenzado a denunciar colapsos y saturación.