El exministro de Asuntos Exteriores José Manuel García Margallo tiene claro que nuestro país está "extraordinariamente implicado" en la crisis afgana. No solo por la repatriación de europeos y españoles, sino también porque el país puede convertirse en una nido de terroristas.

"Afganistán puede convertirse en una plataforma de terrorismo islámico, que puede exportar ese terrorismo a las zonas más sensibles", ha argumentado el ahora eurodiputado del PP en una entrevista en Más Vale Tarde.

"Somos frontera con el Sahel: si se desestabiliza y los grupos de esta zona cobran nuevos ánimos con esta victoria de los talibanes sobre las tropas occidentales podrían desestabilizar el Magreb, que ya tiene bastantes problemas", ha explicado.

Margallo ha defendido la "obligación moral" de todos los países occidentales para ayudar en la evacuación de civiles afganos que huyan del régimen talibán. "Tenemos que asumir nuestra cuota de solidaridad. Si se quedan allí, los matan", ha apuntado el exministro.