Íñigo Errejón, portavoz de Más País en el Congreso de los Diputados, defiende en Más Vale Tarde que "las ideas no delinquen", una afirmación que sostiene incluso con las ideas que le "repugnan". Lo hace en relación al encarcelamiento de Pablo Hasél, que hoy ha sido detenido para su ingreso en prisión por una canción y unos tuits que publicó.

Asegura que cuando se empieza a poner un límite a las ideas que pueden constituir un delito y las que no, "siempre se vuelve siempre contra los mismos".

Como ejemplo, cuenta Errejón, "mientras una energúmena puede homenajear a quienes lucharon al servicio de Hitler y decir que el problema son los judíos, y no le pasa nada, resulta que un cantante entra en prisión por sus letras, por su arte", señala.

Preguntado por si cree que se ha podido evitar que Hasél entrase en prisión, Errejón insiste en que si la voluntad política fuese la de cambiar la ley, esto no habría ocurrido. "La Ley Mordaza tiene que ser derogada y todas las leyes que establecen delitos de opinión, en el Parlamento hay mayoría para cambiarlos y solo falta que el Gobierno se decida". "Parece que ha tenido que entrar un rapero en prisión para que aparezca la voluntad política", ha añadido.

Por ello, defiende que a Hasél hay que "indultarlo de inmediato y el Gobierno no tiene que decirlo, tiene que hacerlo, y lo puede hacer ya". También, considera, garantizar que no vuelve a pasar".

La reacción de Mamen Mendizábal ante las proclamas antisemitas de la joven neonazi

La joven neonazi que afirmó en un homenaje a la División Azul que "el enemigo es el judío" se presenta en las redes sociales como "fascista", "no demócrata", "homófoba" y "machista". Así ha reaccionado Mamen Mendizábal al escuchar sus declaraciones.