El Ayuntamiento de Batres, en Madrid, se planta ante la constante subida del precio de la luz y decide que no abonará la próxima factura que llegue al consistorio. Así lo ha confirmado en Más Vale Tarde el propio alcalde, Víctor Manuel López, quien ha explicado que se ha puesto en contacto con Iberdrola para explicar los motivos.

"Los ciudadanos tienen que estar tranquilos. Somos los cargos públicos y responsables políticos los que tenemos que dar un paso adelante y tomar decisiones que intercedan para que este incremento del desorbitado precio de la luz se paralice ya y se revierta a situaciones previas a finales de 2020", ha manifestado el alcalde.

Además, López ha aprovechado la entrevista para hacer un llamamiento a que otras administraciones públicas sigan sus pasos. "Tenemos que detener esto y decirle a las eléctricas que vamos a dejar de pagarles la luz hasta que no reviertan esta situación", ha asegurado, añadiendo que esta es la única herramienta que tienen para defenderse de las continúas subidas de precios.

"Demos un paso adelante los responsables políticos y cojamos el toro por los cuernos para paralizar esto lo antes posible", ha manifestado el alcalde, insistiendo en que es su responsabilidad "defender los intereses" de los ciudadanos y "dejarse de demagogia y crispación".

"He dicho a los vecinos que sigan pagando"

Víctor Manuel López también ha aclarado que ha pedido a sus vecinos que ellos sí sigan pagando las facturas eléctricas de sus casas porque contra ellos, como consumidores, sí puede haber consecuencias. "A ellos sí pueden cortarles la luz, pero al municipio de Batres no".

"Lo que no puedo es haber estado invirtiendo durante casi cinco años en eficiencia energética e iluminación de bajo consumo para disminuir el coste después de la crisis para que ahora un recibo de la luz sea un 30% más de lo que hemos estado pagando", ha concluido.