Gonzalo Miró ha sometido a Boris Izaguirre al juego 'Divino o infernal' en el que le ha propuesto al showman calificar la imagen de Albert Rivera con el perro que "huele a leche". Un juego que ha provocado que el venezolano acabara sacando a relucir la relación sentimental que éste tuvo con Malú.

"El perro lo han peinado con una plancha de pelo que utilizan las reinas, esta peinado como si estuviese a punto de cantar", apuntaba Izaguirre, algo a lo que Miró insistía: "¿Que habrá cogido una plancha que tuviese a mamo te refieres?"

"Una que estuviese a 'Malu-mano'", ha respondido Boris provocando la carcajada de Cristina Pardo. Izaguirre ha continuado hablando de Rivera asegurando que cree que va a "reaparecer con las grandes cantantes".

"Está hablando mucho de cantantes, no sé si queréis seguir con este tema", ha replicado Pardo. "Es un tema que tenemos muy trillado. Lo hablamos muchas veces, sobre todo cuando él fue novio de Malú", ha lanzado Boris Izaguirre. "Era un tema tabú hasta que ha venido él", ha lamentado entre risas el propio Gonzalo Miró.