El pleno del Ayuntamiento de La Línea de la Concepción, en Cádiz, ha votado la propuesta para poner en marcha una consulta popular para declarar al municipio comunidad autónoma. La propuesta ha sido llevada por el partido que tiene la mayoría absoluta, La Línea 100x100, que tiene 21 de los 25 concejales

Lo cierto es que el sueño 'independentista' de este municipio de Cádiz no es nuevo, viene de lejos. En 1969, durante el régimen franquista, se llegó a plantear la creación de una nueva provincia andaluza.

Además de Almería, Granada, Jaén, Córdoba, Málaga, Sevilla, Huelva, Cádiz, querían crear 'Gibraltar', la novena provincia que iba a estar formada por 28 municipios malagueños y 12 de Cádiz, entre los que estaba la Línea de la Concepción. Pero finalmente, este proyecto fracasó.

Ahora, este viejo sueño de una Línea de la Concepción independiente ha resurgido, y de la iniciativa se desprenden varias explicaciones.

El paro desorbitado

La principal es el paro desorbitado que sufre el municipio gaditano, que tiene 11.000 habitantes (de sus pocos más de 60.000) sin trabajo. Esto se traduce en que en torno a un 40% de su población activa está sin trabajo y supone uno de los porcentajes más altos de toda Europa. Aún peor es el paro juvenil; en algunos barrios llega al 70%.

La proximidad con Gibraltar

La segunda explicación está en Gibraltar. La Línea está absolutamente pegada al Peñón, solo separadas por una verja. Si bien es cierto que funciona como dinamizador de la economía de la zona, también es un competidor contra el que es imposible luchar, porque Gibraltar funciona casi como un paraíso fiscal.

Las empresas prefieren instalarse allí, los habitantes del Campo de Gibraltar prefieren hacer sus compras allí, y de hecho 11.000 linenses cruzan cada día la verja para trabajar en suelo británico.

Como solución que proponen desde La Línea es tener un trato fiscal especial, algo parecido a lo que tienen a las Islas Canarias.

El tráfico de drogas

El tercer asunto que hay que tener en cuenta para entender qué está pasando es el narcotráfico. Sólo 15 km separan a La Línea de Marruecos y eso ha provocado que se haya convertido en una de las vías más utilizadas para introducir hachís en Europa.

El poder de las mafias en la zona es enorme y el dinero fácil es un reclamo muy difícil de rechazar para los miles de jóvenes desempleados.

Todos esos factores cristalizaron en 2019 con el partido local que hoy gobierna tras arrasar en las elecciones municipales con dos de cada tres votos. La formación que lidera Juan Franco, consiguió 21 de los 25 concejales en juego, y entre sus promesas electorales estaba la de hacer de la Línea una ciudad autónoma.

Si gana el sí en esa consulta popular, la propuesta del ayuntamiento linense llegará a las Cortes Generales que tienen la última palabra sobre su destino. Pero todo apunta que su sueño independentista morirá.