Juan Carlos Escuder explica en Enviado Especial que tras "muchos años de batalla" consiguieron un pequeño campus universitario en Teruel ciudad. Está a 40 kilómetros de su pueblo y dos de sus hijos se desplazan hasta allí para estudiar, uno en la universidad y otra en el instituto, la pequeña sí cursa Secundaria en su pueblo, Mora de Rubielos.

En su periplo por las Tierras Altas de Escocia Jalis de la Serna y Juan Carlos Escuder visitan un campus situado en Alness, una localidad de 5.000 habitantes que Escuder equipara a Calamocha, en Teruel. "No esperaba que hubiera un campus en mitad del campo", afirma el reportero.

Simon Bradley es profesor universitario y explica que "el campus tiene menos de 100 estudiantes", algo que Jalis de la Serna recuerda que "sería impensable en España". "El que no estudiaba y se quedaba en el pueblo era el tontico. Había que estudiar, salir y no volver al pueblo", analiza Escuder que cree que "esa mentalidad hay que cambiarla".

Bradley cree que ahora es más fácil estudiar porque "si tienes un portátil e Internet puedes acceder a la educación". De esta forma esta universidad tiene 70 campus diseminados por toda la región de las Highlands y las islas: "Tenemos sedes en campus pequeños conectadas". Los estudiantes pueden elegir entre una oferta de 250 materias de estudios.

Enviado Especial tiene la oportunidad de acceder a una clase por videoconferencia de esta Universidad de las Tierras altas y las Islas de Escocia que es pública y gratuita y en la que hay alumnos que están en Galloway, a unas 4 horas de distancia, Glasgow, a unas tres horas y media, o Alness, la ciudad en la que se ubica el campus.

Jalis de la Serna apunta que este sistema facilitaría las cosas en la España vaciada pero Escuder tiene sentimientos encontrados: "Es sorprendente pero en muchas zonas de España sería imposible porque no tenemos banda ancha para poder tener esta cobertura".