Pablo Iglesias plantea reformar el código ético de Podemos. Así, de cara a la próxima Asamblea Estatal, quiere modificar el tope salarial de tres sueldos mínimos mensuales en Podemos y que los cargos donen al partido un mínimo de entre un 5 o 30% (en función del número de hijos a cargo o la responsabilidad del puesto). Además, desaparecería el límite de 12 años de mandato de los dirigentes de Podemos.

Irene Montero, ministra de Igualdad, defiende en El Intermedio esta propuesta: "Lo que hacemos es cambiar la norma para garantizar que seguimos donando, que seguimos teniendo un límite salarial".

La ministra explica que una de las señas de identidad de Podemos era limitarse el salario. "Fijamos un criterio hace cinco años de tres salarios mínimos, cuando el salario era de poco más de 700 euros. El salario mínimo ha subido a 950 euros y la previsión es que suba más. Eso hace que los sueldos ahora sean más altos y que muchos cargos no estuvieran donando. Lo que hacemos es cambiar el criterio para garantizar el principio. Somos la única formación que lo hace", añade.

Sobre la eliminación de la limitación de mandatos, Montero insiste en que la próxima secretaria general de Podemos será una mujer y recuerda que las Asambleas Ciudadanas siempre pueden decidir lo que quieran. "Esta norma no está pensada para Pablo Iglesias, es para toda una generación de personas que dieron el paso desde muy temprano. Cuando Pablo Iglesias decida que no quiere seguir, esas personas pueden querer seguir participando", argumenta.

Los fondos y cifras del Pacto de Estado

Con respecto a la lucha contra la violencia machista, Montero defiende que "se debe cumplir de manera estricta y rigurosa el Pacto de Estado". Así, aboga por reforzar el Pacto de Estado con recursos económicos, formación y reparación a la víctimas.

Sobre las cifras, Montero añade: "Se han dado 20 millones a los ayuntamientos y 100 millones cada año a las comunidades autónomas. Hay compromisos de incrementarlo un poco y nosotras vamos a trabajar en esa línea. Si no hay dinero es muy difícil que las políticas de Igualdad se desarrollen".

La "pionera" y "novedosa" ley de libertad sexual

Montero ha acudido a El Intermedio tras la aprobación del anteproyecto de ley de libertad sexual en el Consejo de Ministros. Una de las principales claves de la nueva ley está en el consentimiento.

A partir de ahora se considerará agresión sexual todo acto que no cuente con un consentimiento explícito de la mujer. Pero, ¿cómo define la ley ese consentimiento? "Tiene que existir por parte de la mujer un acto explícito evidente, que no tiene por qué ser verbal, de que quiere participar en esa relación sexual", explica la ministra Irene Montero.