Al perro que aparece en este vídeo de Aruser@s parecen no gustarle mucho los veterinarios. Y es que su reacción cuando le intentan administrar una inyección es muy sorprendente.

Como se aprecia en las imágenes superiores, el animal no cesa de gruñir y ladrar al ver que le tienen que someter a un tratamiento en el veterinario. Una reacción que ha sorprendido mucho a los colaboradores de Aruser@s.

Otros momentos relacionados

En otro programa vimos el sorprendente caso de un paciente de urgencias que se presentó en el hospital con una serpiente, tras sufrir una mordedura de esta, para que los médicos le dijeran si era venenosa o no.

Y, hablando de animales, también presenciamos el momento en el un lagarto de grandes dimensiones se ha colado en un supermercado de Tailandia, destrozándolo todo a su paso.