"España está quebrada": es la afirmación que ha realizado el líder del PP, Pablo Casado, en una entrevista con el diario El Mundo. Una polémica argumentación que, a juicio del periodista Fernando González Urbaneja es "disparatada".

"España es solvente, y lo es porque ha asumido y atiende todos sus compromisos. España no está quebrada", ha destacado el director de la revista 'Consejeros', que ha indicado que "son unas declaraciones muy exageradas que indican que el líder de la oposición o está muy echado al monte o está muy mal asesorado".

Pero, ¿qué es la quiebra? En términos económicos, implica que un país no es capaz de hacer frente a sus pagos. Se trata de un término absoluto, estadístico y objetivo. Por eso, el periodista es rotundo: "España no está quebrada".

Otra cuestión, advierte Fernando González, es que España tenga "mucha deuda". Deuda que "en toda Europa está siendo financiada por el Banco Central Europeo por la cuenta que nos trae a todos". Actualmente, nuestra deuda se sitúa en el 122% del PIB, mientras que la de otros países del sur de Europa es aún mayor. Es el caso de Grecia (209%), Italia (160%) o Portugal (137%).

Hablan los expertos

No es el único experto que contradice a Casado, como se puede comprobar en el vídeo que acompaña estas líneas. Según afirma Raymond Torres, director de Coyuntura Económica de Funcas, "el incremento de la deuda se debe al coste de la pandemia, el coste directo que ha tenido sobre la economía".

Y es que para Pablo Casado, esta deuda será inasumible si el Banco Central Europea sube los tipos de interés, pero según asevera el profesor de Economía Manuel Hidalgo, "eso no significa que el Banco Central Europea vaya a abandonar a los países".

Ángel Talavera, economista en Oxford Economics, también puntualiza sobre otra de las afirmaciones del 'popular', que aseguró que criticó que en tres años España haya sumado 300.000 euros de déficit. "El déficit no se suma de año en año, sino que es un valor anual", por lo que es "arbitrario" recoger el dato de tres años para incrementarlo, según ha destacado el experto.

Todo esto permite que los mercados sigan confiando en la economía española. De hecho, la prima de riesgo está en 63 puntos, lejos de los 521 en los que se encontraba cuando se anunció el rescate bancario. Además, el PIB va a crecer este mismo año, algo que no ocurrió en la anterior crisis.

Por eso, los expertos insisten: hay una coyuntura económica muy diferente a la de 2008 y en la que aún no se observan indicios de crisis financiera. En esta línea se sitúa también el número de parados: de los 6,2 millones de parados de la crisis de 2008 se rebaja ahora hasta los 3,2 millones.

Las declaraciones del líder 'popular' ya han causado las primeras reacciones políticas. En este sentido, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha destacado que mientras que el déficit estaba en el 10% en 2020, el objetivo para 2022 es del 5%. "No es cierto que se incremente ni el déficit ni la deuda, sino todo lo contrario", aseveraba la ministra.