Pedro Sánchez no se ha mostrado sorprendido ante las polémicas declaraciones de José María Aznar, en las que ha acusado a los socialistas de llegar al "Gobierno utilizando los ataques terroristas" en 2004 y, años más tarde, "con una moción de censura apoyada por separatistas y terroristas".

Para el líder del Ejecutivo en estas declaraciones no hay novedad alguna porque "el expresidente Aznar siempre ha manifestado dureza" en sus discursos. Lo que sí le preocupa, ha dicho en esta entrevista en Al Rojo Vivo, "es que Pablo Casado e Isabel Díaz Ayuso vuelvan estas posiciones".

En este sentido, ha manifestado que, tanto el líder de la oposición como la presidenta madrileña, ya han mostrado en sus discursos tintes del exlíder del PP. "Es evidente que la propiedad intelectual de los discursos de la nueva hornada de políticos del PP, como Casado o Ayuso, tienen la propiedad intelectual y la paternidad de Aznar", ha señalado a este respecto.

Aznar no pidió perdón por involucrar a España en una guerra ilegal e injusta ni por utilizar los atentados con fines electorales"

A su juicio, José María Aznar solo deja entrever "su rencor y soberbia" y ha recordado que "no es justo con su propio pasado", haciendo referencia a la guerra de Irak o los atentados del 11M: "No pidió perdón por involucrar a España en una guerra ilegal e injusta ni por utilizar los atentados con fines electorales".

Respecto a la postura de Pablo Casado frente a los desafíos políticos actuales, el presidente del Gobierno considera que está instalado en un "bloqueo absoluto" porque "no reconoce la legitimidad" del Ejecutivo de coalición. Así las cosas, cree que forma "la oposición más furibunda de Europa, que dice que 'no' a todo".