El vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès ha asegurado este jueves en 'Al Rojo Vivo' que todos los indicios apuntan a que el CNI está detrás del supuesto 'hackeo' al móvil del presidente del Parlament y ha criticado a la Fiscalía por no abrir diligencias.

Preguntado sobre si está convencido de que es el Gobierno quien está detrás del espionaje, Aragonès, ha argumentado que los indicios que tienen son "la verificación de que hubo un 'hackeo'", que solo los Estados pueden comprar ese sistema y que según se ha hecho público este jueves, el CNI compró este sistema.

Aragonès ha recordado que Torrent es la segunda autoridad en Cataluña y que se trata de "una crisis institucional sin precedentes" y que también se espió al que fuera conseller de Exteriores y cabeza de lista al Ayuntamiento de Barcelona, Ernest Maragall.

El vicepresidente de la Generalitat ha asegurado que lo que le sorprende es que le Fiscalía no haya actuado mientras, ha dicho, sí lo hace rápido para "perseguir a la gente de izquierdas, feministas, independentistas, titiriteros... en perseguir a todos aquellos 'disidentes'".

"Situación gravísima"

"Hay una situación gravísima de las cloaclas del Estado", ha recalcado Aragonès, que ha criticado que el Ministerio Fiscal permanezca callado: "Es una vergüenza que no se debería tolerar en un Estado democrático"

Y se ha preguntado qué está haciendo el órgano ante las evidencias existentes: "Está mirando hacia otro lado", se ha contestado al tiempo que ha llamado a exigir explicaciones porque, ha asegurado, si el acusado de este espionaje fuera de otro color político, "ya tendríamos a la Guardia Civil entrando en todos los despachos de alguna instituciones catalanas, no tengo absolutamente ninguna duda".

El CNI dispone del programa

Según ha publicado este jueves 'El País', los servicios de inteligencia españoles cuentan con el programa desarrollado en Israel utilizado para espiar a Torrent y Maragall pero, dicen, lo utilizan únicamente cuando cuentan con autorización jucicial.

Por su parte, Roger Torrent, ha anunciado que se querellará contra el exdirector del CNI, Félix Sanz Roldán porque, ha explicado, era el máximo responsable del CNI en el momento del supuesto ataque, aunque no descarta ampliarla a otras personas.

Entre tanto, fuentes del Gobierno insisten en el mensaje lanzado por la ministra portavoz, María Jesús Montero, que aseguró que si sospecha que alguien le investiga de manera ilegal, debe denunciar.

Estas fuentes también reitera que el CNI, para cualquier investigación y para poder usar esta herramienta necesita una orden judicial.