Un conductor de Uber fue agredido y acosado por tres ocupantes del vehículo cuando les pidió que usasen la mascarilla. Los hechos, grabados en vídeo por el propio conductor, tuvieron lugar en San Francisco.

Una de las mujeres que aparece en el vídeo tose directamente sobre Subhakar Khadka, de 32 años, insultándole a viva voz junto a sus compañeras. Durante un momento del vídeo, se abalanza sobre la zona del conductor para arrebatarle el móvil y acaba rompiéndole la mascarilla.

Khadka denuncia que le rociaron gas pimienta dentro del coche y que tuvo que abandonar su vehículo ante las dificultades que presentaba para respirar. "Nunca dije nada malo, nunca insulté, no me criaron de esa manera", afirma el conductor.

 

Para Khadka, procedente del sur de Asia, este ataque se debe a una cuestión racista. "Si tuviera otro tono de piel, no habría recibido este trato", defiende. En declaraciones a CBS, Uber confirmó lo sucedido y calificó las imágenes como "espantosas".