El nuevo desafío viral que está conquistando las redes sociales alienta a personas de todo el mundo a buscar un área llena de basura, recogerla y compartir la fotografía del antes y el después con el hashtag #trashtag.

 

Se trata de, si no el primero, uno de los primeros retos en hacerse virales que aportan algún tipo de beneficio desde que el 'Ice Bucket Challenge' irrumpió en todo el mundo para recaudar fondos contra la ELA. Gracias al 'Trashtag Challenge' numerosos espacios naturales, parques y playas ya se están beneficiando de la acción solidaria de cientos de personas.

 

Su nombre, surgido en Reddit, no es más que la unión de dos palabras en inglés 'trash' (basura) y 'tag' (hashtag o etiqueta). En redes sociales la etiqueta 'trasgtag' ya acumula cientos de menciones de usuarios de distintas partes del mundo que se han unido al reto: desde México o España hasta Filipinas, Nepal o Australia.

 

Las consecuencias no pueden ser mejores para el planeta y el medio ambiente, pues la gente, además de compartir la fotografía, toma conciencia sobre el problema de residuos que padece la Tierra desde hace unos años y pone su granito de arena para remediarlo.