La localidad palmera de Todoque ha quedado sepultada por completo bajo la lava. La última colada que ha surgido del volcán ha arrasado con el polígono de Los Llanos de Aridane y las últimas edificaciones que quedaban en pie al desviarse hacia el norte.

Se trata de un escenario catastrófico pero que los expertos ya contemplaban por la evolución de la actividad volcánica. Este lunes el volcán sigue rugiendo con fuerza y arrojando rocas del tamaño de una vivienda que circulan sobre los ríos de lava.

Este fin de semana se registró una rotura parcial en la parte norte del cono que, finalmente, acabó derrumbándose por completo y generando nuevas coladas. Estos nuevos ríos han generado más destrucción en la zona, pero afortunadamente no se ha tenido que lamentar ningún daño personal porque los alrededores estaban evacuados.

Sin embargo, ha arrasado con todo lo que resistía en Todoque. Ni la farmacia, ni el 'Bar Las Tejas': los últimos bastiones han desaparecido tras 22 días de agonía. "Todoque ha desaparecido del mapa. No hay palabras para expresar cómo la gente de Todoque se siente al no tener vivienda, ni barrio", ha aseverado una de las vecinas.

Podrían formarse nuevas fajanas

Ahora el foco se pone sobre el avance de un nuevo río que se encuentra a menos de 50 metros de alcanzar el mar y formar una nueva fajana. Si bien, por el momento se encuentra en el mismo punto que hace unas horas.

En total, ya son 1.281 las edificaciones destruidas y 525,77, las hectáreas arrasadas por la lava. Además, 132 hectáreas de cultivos han sufrido daños y este domingo la columna de cenizas alcanzó los 3.500 metros. A lo largo del día de hoy se espera un giro a componente oeste del viento entre los niveles de 2.500 a 5.500 metros, lo que provocará un desplazamiento del penacho de cenizas.

Por el momento, no se permitirá el acceso por Tazacorte a las zonas evacuadas hasta que se estudie la evolución de la emergencia volcánica al norte de la montaña de Todoque. Sí se permitirá el acceso por el sur a los vecinos evacuados con propiedades fuera del perímetro de seguridad para recoger ropa, enseres, etc. Los agricultores también podrán acceder por el sur para cortar fruta y regar.