El temporal, causado por la DANA, suma ya dos víctimas mortales y cinco personas desaparecidas.

Los Mossos d'Esquadra han hallado el cuerpo sin vida de un hombre en la playa de Caldes d'Estrac, en Barcelona, en el límite con la playa de Arenys de Mar.

Tal y como han confirmado en su perfil de Twitter, el cuerpo corresponde al de un hombre de 70 años que desapareció la pasada madrugada en Arenys de Munt. Según fuentes municipales, el hombre habría salido para intentar mover su coche en mitad de la riada y el agua se lo habría llevado.

Además, otra persona ha fallecido tras ser atropellada por un tren en la estación de L'Hospitalet de Llobregat, en Barcelona, en mitad de la tormenta. Según ha explicado la alcaldesa de este municipio, Nuria Martín Martínez, los efectos del temporal impidieron al maquinista ver a este hombre.

 

Los equipos de rescate buscan también a dos personas desaparecidas en Vilaverd (Tarragona). Se trata de una mujer y su hijo, que vivían en un 'bungalow' por la zona del río Francolí. Las fuertes lluvias han causado el desbordamiento de este y las riada ha arrastrado la vivienda.

Por el momento, la búsqueda continúa en la zona de Vilaverd, pero aún no se ha encontrado la caravana.

En l'Espluga de Francolí (Tarragona) hay otros tres desaparecidos, dos personas que circulaban en un turismo y un camionero belga, cuyo vehículo ha sido localizado en el río.

Allí, el desbordamiento del río se ha llevado dos puentes, la bodega Rendé Masdeu y un restaurante que estaban situados junto a la ribera.

Los efectos del temporal

Protección Civil ha recibido en Cataluña 3.673 llamadas por incidencias a causa del fuerte temporal que azota la comunidad autónoma. El Baix Camp (Tarragona) ha sido la zona donde se han registrado más comunicaciones, unas 403. El municipio más afectado has sido Cambrils, con 139.

Además, hay 46 vías afectadas por desprendimientos, árboles caídos o inundaciones. Las lluvias han causado cortes de luz a 24.2555 abonados en localidades como Sant Hilari Sacalm y Breda (Girona), Espluga de Francolí (Tarragona), y Calella (Barcelona).

El Plan Especial de Emergencias por Inundaciones (Inuncat) se encuentra en fase de emergencia y Protección Civil ha señalado que el temporal se caracteriza por picos de gran acumulación de agua, intensidad torrencial y gran extensión.

Los Bomberos de Barcelona han realizado 71 servicios, en la mayoría de las veces para achicar agua, aunque también han tenido que intervenir en dos edificios cerca del puerto. Allí las lluvias han causado daños que han provocado el desalojo de 42 personas.

Desde Renfe han indicado que, a raíz del fuerte temporal, se están produciendo cortes en varios tramos de la red ferroviaria y que el servicio de Rodalies circulará con retrasos importantes en el área de Barcelona debido a las lluvias. El servicio entre L'Hospitalet y Salou se encuentra interrumpido, lo que afecta a trenes de la línea R16 y servicios de larga distancia del Corredor Mediterráneo. Este último se encuentra suspendido y a los viajeros se los ofrece la posibilidad de cambiar su billete o el reembolso del mismo.

Ocho comunidades autónomas se mantienen bajo alerta por precipitaciones, tormentas, fuertes vientos y fenómenos costeros. Además de Cataluña, están bajo aviso naranja por riesgo importante de precipitaciones y vientos las comunidades de País Vasco, Asturias y Cantabria, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Asimismo, están con riesgo amarillo por lluvias y fenómenos costeros Baleares, Castilla y León, La Rioja y Andalucía.