Bella Taldok es a sus 11 años una enorme fan de 'Star Wars' Por eso, cuando tuvo que elegir una prótesis biónica de brazo, pidió que se pareciera a R2-D2, el famoso droide de la saga.

La pequeña nació sin dedos en su mano derecha, mientras que su brazo izquierdo era más corto que el derecho. Tras varias cirugías, le reconstruyeron tres dedos y los médicos le dieron la oportunidad de que se pusiera un brazo biónico, para lo que su familia decidió abrir una petición para recaudar fondos en una plataforma.

La recaudación llegó a Mark Hamill, actor que dio vida a Luke Skywalker en la saga, y lo compartió en su cuenta oficial de Twitter, dando un gran empujón a la campaña.

 

Ahora, cuatro meses después Bella ha visto su sueño hecho realidad y ya ha recibido su prótesis que gracias a Lucasfilm y al impulso de Mark Hamill, tiene un diseño similar al famoso robot. Pero el fabricante de su brazo bionico, conmovido con la fuerza de la pequeña decidió darle una sorpresa más y organizó una videollamada con el propio Hamill, a quien la pequeña pudo enseñar como ya puede coger cosas.

"Soy un gran fan de ti", aseguró Hamill que prosiguió señalando lo orgulloso y feliz que estaba de la pequeña hubiese podido conseguir su sueño.