A pocos días de la celebración del Festival de Yulin, una fiesta tradicional china en la que cada año miles de perros son asesinados para su consumo en el solsticio de verano, 62 canes han sido rescatados en deplorables condiciones de un matadero de la ciudad situada al sureste del país.

En el rescate, varios canes fueron encontrados por activistas del país en jaulas diminutas y desnutridos; posteriormente, los animales fueron conducidos hasta un refugio donde aún se recuperan.

Perros hacinados en jaulas para ser consumidos en el Festival de Yulin. | Humane Society International

Perros siendo transportados para su consumo en el Festival de Yulin | Humane Society International

No es la primera vez que activistas chinos junto a la 'Humane Society International' consiguen liberar a varios canes días antes del sangriento festival. En 2018, 135 perros fueron rescatados antes de que se procediera a la matanza.

Según informa la asociación, en la festividad los animales son golpeados hasta la muerte e, incluso, carecen de comida ni higiene desde que son recogidos de las calles hasta que se transportan a los mataderos.