Con el auge del teletrabajo en tiempos de pandemia, no son precisamente pocos los trabajadores que han tenido que recurrir a aplicaciones de videollamada, como la popular 'Zoom' para mantener reuniones importantes a pesar de la distancia. Pero hecha la ley, hecha la trampa, porque muchos han aprovechado los filtros con los que cuentan este tipo de apps, como los que cambian el fondo de pantalla, para escaquearse de esas reuniones o fingir que se encuentran en un sitio distinto al real.

Es lo que ha intentado hacer Andrew Brenner, senador de EEUU por Ohio, que utilizó uno de estos filtros de salón para ocultar que estaba conduciendo mientras asistía a una reunión por Zoom. De hecho, en el vídeo se ve perfectamente al legislador manejando su vehículo mientras se encuentra reunido con otras personas. Un fallo del fondo y el cinturón de seguridad lo delataron.

Para defenderse de las críticas, Brenner ha asegurado que a pesar del encuentro no le quitó el ojo en ningún momento a la carretera. Se da la paradoja de que justo ese día presentaban en el Senado una ley para acabar con las distracciones al volante. No es la primera vez que las aplicaciones de videollamada juegan una mala pasada a sus usuarios durante reuniones de trabajo.

Por ejemplo, un miembro de la Cámara de Representantes de EEUU protagonizó una surrealista intervención al aparecer boca abajo y sin cuerpo en una videollamada. pero no es el único caso, como cuando un hombre se tiró un pedo sin ningún pudor ante la atónita mirada de sus compañeros de empresa en plena reunión por videollamada. Hay que señalar que, en este caso, el hombre no sabía que tenía el micrófono abierto.