Sociedad

EN REINO UNIDO

EN REINO UNIDO

"Nunca en mis peores pesadillas imaginé que un beso podría matarla": el testimonio se una madre cuya bebé murió por un herpes

Kiara Cummins, una bebé de tan solo 14 días, falleció a causa de un herpes que había contraído en un beso; el virus le provocó una septicemia que acabó con su vida. El herpes neonatal puede ser mortal para los recién nacidos, mientras que solo un adulto de cada tres padece síntomas.

laSexta.com | Madrid | 12/12/2018

Un bebé recién nacido
Un bebé recién nacido | EFE

Kiara Cummins murió con 14 días de vida en Dewsbury, Reino Unido, a causa de un herpes contagiado a través de un beso. La pequeña perdió peso de manera repentina y una septicemia provocó que los médicos la indujeran a un coma.

En el Reino Unido, uno de cada 100.000 bebés está afectado por el herpes, un virus que puede ser mortal en us caso por la falta de maduración en el sistema inmune.

Su madre, Kelly Ineson, ha difundido su historia para advertir sobre el peligro de las transmisiones infecciosas a bebés: "Nunca en mis peores pesadillas imaginé que un beso podría matar a mi bebé y no quiero que otros padres pasen por eso", ha asegurado al 'Daily Mail'.

Los padres de la menor han asegurado que siempre tuvieron extremado cuidado con la niña, para evitar que se contagiase de cualquier enfermedad.

En el caso de Kiara, la infección no solo afectó a la boca o a la piel, sino que se propagó por sus órganos, produciendo que sus riñones dejaran de funcionar y acabando con su vida. Mientras que tan solo uno de cada tres adultos presenta síntomas, los herpes pueden causar la muerte a los neonatos.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.