La cantante sevillana María Jiménez ha sido dada de alta del Hospital Universitario Virgen del Rocío de la capital, donde permanecía ingresada, por lo que ya se encuentra recuperándose en casa.

Según ha informado el portal 'Chance', una ambulancia ha trasladado a la cantante a su casa, donde se encuentra con su hijo Alejandro, su nuera y sus nietos. El hijo de la artista no la ha dejado sola en ningún momento a pesar de que su trabajo y vivienda está en Toledo.

Cabe recordar que todo comenzó con una operación de urgencia por una obstrucción intestinal, situación por la que ha permanecido ingresada y bajo observación médica.