Madrid está cada vez más cerca de recuperar su movilidad. A pesar de que la ola de frío sigue latente, cada vez falta menos para que sus efectos dejen de notarse sobre la ciudad. En este sentido, el consistorio de la capital ha puesto en marcha un mapa interactivo con información actualizada en tiempo real de las calles que están transitables tras la borrasca Filomena.

El propio mapa muestra cómo la capital vuelve poco a poco a la normalidad. De hecho, de acuerdo con el operador de movilidad de la ciudad (la EMT), este jueves, desde las 7 de la mañana, se han puesto en marcha cinco líneas más de autobús: 54-136-159, y las 200-203, que van al aeropuerto. En total, según recoge el consistorio, hay 39 las líneas de autobús ya operativas.

Ahora bien, con respecto a las zonas por las que se puede circular también a pie, en el mapa aparecen coloreadas de azul. Entre estas ya se encuentran las principales arterias de la capital y muchas de las que unen los distritos con el centro o la M-30. Así, quedan despejadas de nieve la Gran Vía, el eje Prado-Recoletos-Castellana, la Ronda de Atocha y la Ronda de Toledo, la calle General Ricardos, la Avenida de la Albufera o la Avenida de los Poblados, entre otras. Consulta todas las zonas aquí:

No obstante, a pesar de los avances hechos en la localidad, el ayuntamiento advierte de que los parques, jardines y zonas verdes balizadas tienen prohibido el paso. También se han cerrado las bibliotecas y salas de lectura (hasta el próximo domingo 17) y, hasta mañana viernes, no se podrán visitar las oficinas de atención al público, los centros culturales, los centros deportivos (también hasta el 17 de enero), las escuelas infantiles y los centros de atención social.

 

El Ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, aseguró este miércoles en la rueda de prensa para evaluar el temporal de que ‘Filomena’ que “en muy breve plazo” se volverá a recuperar la normalidad de los servicios, pero insiste a la ciudadanía que la ciudadanía que evite a toda costa desplazamientos que no sean imprescindibles.

Por ello, Metro de Madrid ha vuelto a recordar este miércoles en redes sociales que el metro permanecerá abierto las 24 horas por quinta noche consecutiva para facilitar así la movilidad y garantizar la seguridad de madrileños y madrileñas.

Con todo, pese a que el foco está ahora puesto en despejar las calles intransitables de muchos barrios para que vuelvan a la normalidad, se suma el problema de que comiencen a derrumbarse los bloques de hielo de muchos tejados y fachadas, pudiendo provocar así daños tanto humanos como materiales.

Por este motivo, el Ayuntamiento de Madrid, con el apoyo de la presidenta de la comunidad, Isabel Díaz Ayuso, ha solicitado este mismo jueves al Gobierno de España que Madrid se considere “zona afectada gravemente por una emergencia”, o como se conocía antes, “zona catastrófica”.

Así lo ha confirmado José Luis Almeida a través de su cuenta personal de Twitter, donde afirma que la nevada “ha originado una situación de colapso” y que la mencionada solicitud se basa en tres puntos claves: paliar los daños personales y materiales que ha sufrido la ciudadanía, cubrir los daños a la hostelería y el comercio, así como los destrozos a diversas infraestructuras de la Comunidad de Madrid con el consecuente gasto asumido por el propio Ayuntamiento.