Save the Children ha lanzado la campaña #Losúltimos100 en la que muestra las historias de ese centenar de niños muertos desde 2012 tras sufrir violencia de género, escolar y abusos sexuales, y con la que urge a poner en marcha una ley de infancia para detrás de ellos no haya más.

"Sólo un 15% de los casos de violencia sexual contra niños se denuncia, uno de cada dos abusos sexuales en España son contra menores, uno de cada diez estudiantes afirma ser víctima de acoso escolar y seis de cada diez reconoce haber recibido insultos o golpes", denuncia el manifiesto que está siendo apoyado en redes sociales por personajes famosos de distintos ámbitos.

 

 

 

 

 

 

Durante la presentación de la iniciativa, Ana Sastre, directora de sensibilización, ha destacado que en estas situaciones "se impone el silencio, el miedo y la amenaza y hace que los niños no sepan a dónde ir para buscar esa ayuda".

"Queremos visibilizar una realidad que es invisible, porque no interesa a los políticos, porque ocurre dentro de los hogares o los centros escolares y ahí se queda; son pocos los casos que se denuncian y no existen las medidas suficientes para hacerlo visible", ha añadido la directora de comunicación, Laura Pérez.

La campaña pretende generar un movimiento social para exigir que se cumpla el plazo acordado en el Parlamento por consenso de todos los grupos políticos de iniciar la tramitación el próximo mes de septiembre de la ley de erradicación de violencia contra la infancia.