NUEVA CAMPAÑA DE VERANO

NUEVA CAMPAÑA DE VERANO

Arrojar colillas, latas o chiles a la arena de la playa puede costar multas de más de 200 euros

Las brigadas de playas vigilan para que disfrutar en la playa no suponga un perjuicio para el medio ambiente. Frente a las multas, ayuntamientos como el de Alicante o Barcelona premian los buenos gestos.

Arranca la temporada alta en las playas y con ella aumentan los restos de basura en el agua. Cuestan al ayuntamiento de Alicante entre 750.000 y 800.000 euros al año. Por eso la concejalía de Medio Ambiente ha puesto en marcha una nueva campaña de verano para animar a los usuarios de sus playas a reciclar y mantenerlas limpias.

"Uno de los principales problemas que nos encontramos es el gran número de colillas en las calles pero sobre todo en las playas", declara Víctor Domínguez, concejal de Medio Ambiente.

Para ello están regalando ceniceros y pegatinas a todos aquellos que no tiren las colillas en la arena. Alrededor de cinco kilos se recogen cada día solo en playas alicantinas. "Cada uno nos tenemos que responsabilizar de lo que tenemos que limpiar, recoger y no ensuciar sobre todo", dice una bañista.

En los chiringuitos de El Prat de Llobregat, en Barcelona, también se han puesto manos a la obra. Sus refrescos llevan etiquetas como con un suplemento de diez céntimos que se devolverá al cliente cuando traiga de vuelta las latas y vasos. Así pretenden reciclar el 80% de los envases generados en la playa. "No ha habido ningún problema con ningún cliente al revés apoya la iniciativa", dice un camarero del chiringuito. Pequeños gestos que consiguen grandes logros.

Seguro que te interesa

laSexta.com | Madrid | 16/07/2017

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.