El incendio forestal de Sierra Bermeja sigue avanzando sin control: el fuego, en el que ha muerto un bombero de 44 años, ha calcinado ya unas 4.000 hectáreas y obligado a desalojar a más de un millar de personas.

El incendio afecta a cuatro municipios de la provincia de Málaga: Estepona, Benahavís, Jubrique y Genalguacil. Además, se ha ordenado el confinamiento de la población en estas dos últimas localidades, donde se pide cerrar puertas y ventanas para impedir que entre el humo y evitar movimientos de circulación.

 

Preocupa la formación de pirocúmulos, una nube generada por el humo y las altas temperaturas. El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha advertido en Más Vale Tarde de que "puede derrumbarse" y de que, si esto sucede, "caen cenizas con fuego", lo que supondría "como si lloviera fuego en un radio que puede duplicar o incluso triplicar el incendio", con el peligro de generar nuevos focos y para los efectivos.

La consejera de Agricultura, Carmen Crespo, ha incidido en que el incendio es "complejo", por lo que se ha decidido elevar a nivel 2 del Plan de Emergencias ante Incendios Forestales de la Comunidad Autónoma (Plan Infoca). Según recoge el Infoca, el nivel 2 implica la incorporación de medios estatales para contribuir a las tareas que sean necesarias.

Crespo ha agregado que el lugar donde se declaró el incendio indica que el fuego "ha sido intencionado", por lo que se está investigando. "Esperamos tener datos lo antes posible" para que "caiga sobre estas personas el peso de la ley". En este sentido, Moreno ha aseverado este viernes que, si se confirma el origen intencionado del fuego, se perseguirá a los responsables: "Vamos a dar caza a esos asesinos", ha sentenciado.

Durante la noche del jueves al viernes se han realizado trabajos de control, contención y "ensanche", es decir, limpieza del monte con maquinaria pesada, lo que facilita el trabajo de los retenes y permite abrir pequeños cortafuegos.

Según fuentes oficiales, el presidente de la Junta mantuvo una conversación con familiares del bombero fallecido, para transmitirles sus condolencias. Antes, nada más conocer su fallecimiento, Moreno habló con Pedro Sánchez. Ambos acordaron el despliegue de la UME en el momento en que los servicios técnicos que dirigen el dispositivo así lo consideren necesario.

Por su parte, los miembros del cuerpo han lanzado un emotivo mensaje tras conocerse el fallecimiento del bombero de 44 años, con una amplia experiencia profesional. "Hoy hablo en primera persona y desde el corazón: no puedo dejar de llorar. DEP", escribe el Plan Infoca en redes sociales, donde también informa de que durante la madrugada del viernes se han empleado 13 vehículos pesados para contribuir en las labores de extinción.

 

Situación complicada con más de 1.000 personas desalojadas

Ya son más de 1.000 las personas desalojadas entre los núcleos de Estepona y Benahavís. La mayor parte de los evacuados se concentra en Estepona, con hasta 750 que corresponden a las urbanizaciones de Forest Hill y Abejeras. También se ha evacuado a 37 personas del entorno de viviendas diseminadas de Peñas Blancas en la carretera MA-8301, 12 de la Charca de la Extranjera, 60 de Huerta Padrón y 65 de río Velerín; mientras que en Benahavís se ha evacuado a 80 personas de la zona alta de la urbanización Montemayor.

Más de 500 efectivos y planes de evacuación

La situación de este grave incendio ha puesto patas arriba los servicios de todas las zonas afectadas. El denso humo ha obligado a cortar la AP-7 en varios momentos, aunque, ya el jueves por la noche, pudo abrirse en ambos sentidos. Sigue interrumpido el tráfico rodado en las carreteras MA-8301 y MA-8302.

Más de 500 profesionales (510) trabajan en el despliegue de este incendio. El dispositivo de extinción de incendios forestales del Plan Infoca ha movilizado a centenares de efectivos por tierra, vehículos autobombas y varios medios aéreos. Entre los efectivos movilizados se cuentan profesionales de los Centros Operativos Provinciales (COP) Infoca de cinco provincias: Cádiz, Córdoba, Granada, Jaén y Sevilla, además de los de la provincia malagueña.

El incendio se declaraba a primera hora de la noche de este miércoles. El servicio 112 atendió a las 21:37 horas la primera de más de 140 llamadas que alertaban de un fuego que afectaba a Jubrique, Genalguacil y Estepona.

Tras recibir la primera llamada, desde la sala del centro coordinador se alertó a la Guardia Civil, al Consorcio Provincial de Bomberos de Málaga, al Grupo de Emergencias de Andalucía (GREA), a Policía Local, a la Unidad de Policía Nacional adscrita a la Comunidad, a Protección Civil de Estepona, y al Centro Operativo Provincial (COP) de Infoca.