El síndic de Greuges, el Defensor del Pueblo catalán, Rafael Ribó, ha alertado este lunes del "sobrecoste" que, ha dicho, causan a la sanidad pública de Cataluña las personas del resto de España que acuden a operarse a hospitales catalanes.

En declaraciones al programa 'Aquí amb Josep Cuní' en la cadena SER Catalunya, Ribó ha defendido que "Cataluña cuenta con un modelo excelente, la prueba es que vienen de otras comunidades a intervenirse: no sé si es la que tiene la lista de espera más larga, depende de cómo lo enfoquemos", ha dicho.

Y ha añadido: "Lo que le puedo garantizar es que uno de los déficits que tiene la sanidad publica en Cataluña es que tiene un sobrecoste con la gente que viene de fuera de Cataluña a intervenirse".

Unas declaraciones que la portavoz de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha criticado duramente, acusando a Ribó de "tapar la mala gestión de Torra con un discurso xenófobo e inadmisible". Incluso ha pedido su dimisión.

 

Horas después de esas polémicas declaraciones, Ribó ha comparecido en el Parlament, donde ha negado que culpase al resto de españoles del retraso de las intervenciones en Cataluña. "El sindic no se puede retratar de lo que no ha dicho", ha sentenciado.

Por su parte, la coordinadora de los comuns y líder de CatECP en el Parlament, Jéssica Albiach, ha señalado que el Defensor del Pueblo catalán "debería rectificar". "No debería ser defensor del Govern, sino el defensor de la ciudadanía catalana y sus derechos", ha recalcado Albiach este lunes en Twitter.