Dos de las personas que resultaron heridas en el tren que se adentró en el incendio forestal de Bejís (Castellón) han recibido el alta este viernes, mientras que otras cuatro siguen hospitalizadas. Dos de ellas con pronóstico grave.

Permanecen ingresadas en el Hospital La Fe de Valencia una mujer de 62 años y otra de 43 en estado grave, así como un hombre de 48 con pronóstico moderado. En el Hospital General de Valencia está ingresada una mujer de 30 años con una fractura de tobillo.

Según ha informado la Conselleria de Sanidad, han recibido el alta una menor de 15 años y una joven de 24.

Los hechos sucedieron el pasado 16 de agosto, cuando el pánico se apoderó de los pasajeros de un tren de la línea Sagunto-Caudiel-Teruel-Zaragoza, que se tuvo que detener en mitad del recorrido por la proximidad de las llamas del incendio de Bejís. Varios pasajeros decidieron salir del tren y algunos sufrieron quemaduras.

Tras lo sucedido se han abierto tres investigaciones, la de Adif, la de Renfe y la de la Policía Judicial, para esclarecer los hechos. Pero las dudas son muchas: ¿qué hacía un tren adentrándose de lleno en un incendio?, ¿de quién era la responsabilidad de avisar a la maquinista?

La maquinista alertó de que había pasajeros saliendo del tren y quemándose

De acuerdo con el parte de incidencias de Renfe, al que ha tenido acceso laSexta, la maquinista solicitó permiso para "huir del fuego" e informó de que había "viajeros muy nerviosos" que bajaron del tren y sufrieron quemaduras.

No obstante, algunos viajeros han asegurado durante estos días a la cadena que fue la propia maquinista quien incitó a los pasajeros a bajar. El portavoz del Sindicato de Maquinistas, Diego Martín, ha explicado en Más Vale Tarde que la maquinista afirma que "ella no inicio ninguna apertura pese a que había personas que se querían bajar". También habría contado que algunos pasajeros "quisieron tomar el control de la situación" e incluso "llegaron a entrar en la cabina de conducción".

PP y Cs piden explicaciones al Gobierno

PP y Ciudadanos ya han solicitado la comparecencia urgente de la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, para que dé explicaciones. El Gobierno ha respondido que no tendrá ningún problema.

Además, el líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, también ha pedido explicaciones a Renfe, Adif y a la Comunidad Valenciana sobre lo que, a su juicio, ha sido "un fallo grave".