Chernóbil se ha convertido, después de mantenerse intacta durante años y ser una de las ciudades más temidas, en un lugar turístico. 'Influencers' e 'instagramers' ahora se jactan de haber viajado al lugar más radiactivo del planeta.

Múltiples usuarios de las redes sociales burlan el peligro y se adentran en la ciudad fantasma, llegando a realizarse álbumes de fotos en los lugares más emblemáticos y representativos de la catástrofe.

Tanto es así, que numerosos usuarios de las redes sociales han reclamado su actitud por considerar que actuando de dicha manera se está faltando al respeto de las víctimas.

 

El aluvión de turismo llega a la ciudad después del estreno de 'Chernobyl', una serie de HBO que ha incrementado los visitantes de la zona de la catástrofe nuclear en un 30%, algo que el propio guionista de la serie ha lamentado: "Si visita la zona, por favor recuerde que una tragedia terrible ocurrió allí. Compórtense con respeto por todos los que sufrieron".

 

Chernóbil sufrió el 26 de abril de 1986 la explosión de uno de los reactores de la central nuclear de la ciudad, un accidente que terminó con miles de damnificados a causa de la enorme nube radiactiva que aún sigue afectando a millones de personas en el mundo.