La Policía ha detenido a un joven por la brutal agresión en Vigo a dos chicos de 20 y 21 años, que tuvieron que ser hospitalizados y uno de los cuales continúa ingresado.

Aunque en las imágenes de la paliza grabadas por testigos se ve a dos jóvenes, la Policía considera que solo hay un autor material, el que ya ha sido arrestado. El otro joven, que no ha sido detenido, es el acompañante del agresor, que si bien no intervino en la agresión, no hizo nada por evitarla y podría ser acusado de denegación de auxilio.

La agresión se produjo de madrugada el pasado fin de semana en pleno centro de la ciudad y, según los investigadores, no había relación entre las víctimas y el agresor y su acompañante, identificados como dos veinteañeros sin antecedentes. Tuvo lugar tras salir de una zona de copas y al parecer se inició cuando la víctima recriminó al autor por orinar en la calle.

Tal y como se aprecia en el vídeo que ilustra estas líneas, el agresor la emprende a patadas y golpes con uno de los chicos, persiguiéndole calle arriba hasta derribarle. Una vez en el suelo, se ensaña con él, y pese a los intentos de otros viandantes por detenerle, llega a dejarle semiinconsciente.

En un momento dado, incluso dice que se va a disculpar con la víctima, para, acto seguido, propinarle una patada en la cabeza. La otra víctima -según muestra el vídeo- se encontraba tirada en el suelo a escasos metros de allí.