Una exalcaldesa del PP pidió a Marjaliza y Granados que contrataran a su empresa en Valdemoro. Olga Fernández, exedil de Serranillos del Valle ha reconocido haber tirado de contactos para conseguir una adjudicación en 2014. Concretamente, pidió ayuda al cerebro de la Púnica aunque ha asegurado que no le ofreció nada a cambio. La exalcaldesa popular ha asegurado que sólo fue un favor.

Cuando el juez que instruye la causa de la trama Púnica, Eloy Velasco, le pregunta si le pidió ayuda, Olga Fernández respondió: "Si, yo le digo: Oye por favor mira a ver si puedes si puedes mirar si alguien puede revisar ese proyecto […] evidentemente no es lo mismo quedar en segundo lugar que quedar en segundo […]. Yo lo que pido es un favor, oye mira, como conoces a mucha gente en el ayuntamiento de Valdemoro, por favor, intenta a ver si alguien puede revisar la puntuación".