El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha insistido este miércoles en que el ministro de Transportes, José Luis Abalos, evitó una crisis diplomática al encontrarse en el aeropuerto de Barajas con la vicepresidenta venezolana Delcy Rodríguez; una versión a la que no ha dado crédito el líder de Vox, Santiago Abascal, que ha pedido que dimitan del Gobierno los responsables del episodio.

Sánchez y Abascal han mantenido este miércoles su primer 'cara a cara' en una sesión de control al Gobierno en el Congreso y el líder de Vox ha aprovechado una pregunta sobre el encuentro entre Delcy Rodríguez y Ábalos para acusar al líder socialista de haber llegado al Palacio de la Moncloa "caminando y cabalgando" sobre la mentira a los españoles".

A su juicio, el episodio de la vicepresidenta de Venezuela merece la dimisión del propio Sánchez, de Ábalos o del vicepresidente Pablo Iglesias si él fue el promotor del encuentro.

Sánchez, que se ha referido a Vox como "ultraderecha", ha acusado al partido de Abascal de "hacerse pasar por amigo" de Venezuela pero en cambio en España "estigmatizar a los inmigrantes". "Les importa tanto Venezuela como España, nada; solo la utilizan para hacer lo único que saben, ruido", ha acusado.