Salvador Illa y Fernando Simón repasan en rueda de prensa las provincias y territorios que avanzan en la desescalada a partir del lunes 15 de junio y después de las peticiones enviadas desde las comunidades autónomas.

Con más de media España en fase 3 desde el pasado 8 de junio, la previsión es que aquellas provincias que han solicitado dejar atrás la fase 2 el próximo lunes avancen hacia la última fase antes de la llamada nueva normalidad.

Así las cosas, se prevé el paso a fase 3 de las provincias de Castilla y León que han solicitado el cambio de fase; todas excepto Salamanca, Ávila, Segovia y Soria.

A su vez, casi con toda probabilidad se espera que Catalunya Central y Girona avancen también a fase 3 a partir del lunes. No afectaría ese avance a Lleida, Barcelona y su área metropolitana, que permanecerían en la fase 2.

En el caso de la Comunitat Valenciana, la previsión es que sus tres provincias se instalen en la fase 3 también a partir del 15 de junio. Lo mismo ocurre con la ciudad autónoma de Ceuta, que pide el paso a la fase 3 a partir de este lunes.

En el mismo caso estarían las tres provincias de Castilla-La Mancha que continúan en fase 2. Toledo, Ciudad Real y Albacete también amanecerían el lunes en el último estadio de la desescalada previo a la nueva normalidad.

Por su parte, todas las islas de Baleares, incluida Formentera, permanecerán previsiblemente una semana más en la fase 3 antes de alcanzar la nueva normalidad el próximo 22 de junio.

Madrid pedirá pasar a fase 3 el 22 de junio

La Comunidad de Madrid no pasará a la fase 3 este lunes. Se mantendrá al menos una semana más en la fase 2 de la desescalada y pedirá el cambio de fase a partir del 22 de junio, tal y como ha confirmado el consejero Enrique Ruiz Escudero.

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid argumenta esta petición en que "el descenso de casos COVID-19 es muy significativo y seguimos mejorando en el rastreo de casos sospechosos".