Agentes del Cuerpo Nacional de Policía sorprendieron a un hombre que paseaba un perro de peluche en una calle de Palencia. Los agentes le advirtieron que estaba infringiendo las normas del estado de alarma decretado por el Gobierno.

El hombre fue interceptado en la calle Marqués de Santillana de la capital palentina, a pocos metros de la Comisaría Provincial de Policía, según fuentes de la Subdelegación del Gobierno.

 

El momento surrealista fue grabado por un vecino y compartido en Twitter por el sindicato de Policía Jupol. Ante esta situación Jupol pide "sensatez" durante el estado de alarma y recuerda que la situación es muy grave como para intentando engañar a la Policía.

La Subdelegación del Gobierno ha informado de que el hombre no ha sido sancionado, ya que entendió la advertencia y no se resistió a la autoridad.

Por el contrario, sí ha sido propuesto sanción administrativa para otro hombre que fue sorprendido por una patrulla de la Policía bebiendo cerveza en un banco de la calle, en Palencia, hasta en dos ocasiones.