Pedro Sánchez ha reconocido que algunos de los candidatos que ha presentado el Partido Popular para renovar las instituciones no son de su agrado, pero tiene la responsabilidad de votar a favor para que las renovaciones salgan adelante tras un bloqueo tan extenso.

Así lo ha defendido en la sesión de control al Gobierno, en la que también ha mostrado su agradecimiento "por la responsabilidad de los diputados de Unidas Podemos y PSOE" que apoyarán este nombramiento.

"No me gustan algunos de los candidatos para algunas instituciones tan importantes como el Tribunal Constitucional, pero el deber del Gobierno es salvar el acuerdo para renovar las instituciones constitucionales y permitir que se desbloqueen", ha señalado en una de sus intervenciones en la que también ha indicado que el Ejecutivo "tiene que cumplir la Constitución".

Con estas declaraciones no se ha referido a ningún candidato en concreto, pero sí llegan justo después de la polémica por el nombramiento de Enrique Arnaldo a propuesta del Partido Popular.

La formación morada, al igual que el PSOE, votará a favor de este nombramiento porque, de lo contrario, "las consecuencias pueden ser desastrosas para el sistema democrático" porque así se mantendría "el status quo actual de corrupción que está imponiendo el PP en los órganos constitucionales".

Así lo ha trasladado Jaume Asens, el presidente de Unidas Podemos y comunes en el Congreso, en una entrevista en 'Hoy por Hoy'. "Estamos de acuerdo con lo que dijo Olón Elorza, habrá que votar con una pinza en la nariz. Votar en contra sería más coherente y de mayor pureza ética, pero de consecuencias desastrosas para el sistema democrático", ha señalado.

Y es que Enrique Arnaldo, informó la Cadena Ser, cerró negocios con el testaferro confeso de Zaplana y fue investigado por un supuesto trato de favor del Govern balear, aunque, finalmente la acusación quedó archivada.

Asimismo, aparece ligado a Ignacio González en el caso Lezo por unas grabaciones del sumario del caso Lezo que darían a entender que trataba de buscar fiscales que beneficiasen al expresidente madrileño del PP. La citada cadena también recogió que, entre 2003 y 2008, su despacho de abogados firmó hasta 75 contratos con administraciones del Partido Popular.

Si bien, dos diputadas de Podemos, Gloria Elizo y María del Carmen Pita, y el consejero de Políticas Migratorias y Justicia del Gobierno navarro, Eduardo Santos, se han mostrado muy críticos con esta decisión. En un artículo publicado por 'El Periódico de España' han señalado que "cada voto afirmativo es una ignorancia deliberada".

A su juicio, el Tribunal Constitucional "tiene que reproducir la deliberación y los matices existentes en la sociedad" y garantizar que sus integrantes tienen "un mínimo nivel acreditable por su trayectoria y circunstancias", algo que, consideran, en este caso no se cumple.

Si bien, las dos diputadas no se han referido en concreto a si se posicionarán a favor o en contra del nombramiento del candidato del Partido Popular. El que sí está pensando en romper la disciplina de voto es el socialista Odón Elorza. Según ha podido saber laSexta, todavía no sabe si votará en contra por coherencia.

Y es que, el diputado del PSOE ya se mostró muy crítico contra la propuesta de los 'populares'. En la comisión sobre los nombramientos que se celebró en el Congreso dijo que su candidatura "genera desconfianza a la hora de garantizar a la sociedad democrática la independencia y la imparcialidad en el ejercicio de la función en el Tribunal Constitucional".