"Lo primero y lo más importante es saber exactamente si la Comunidad de Madrid oficialmente nos está pidiendo el toque de queda".

Así se ha pronunciado Pedro Sánchez este martes a preguntas de la prensa sobre la medida que estudia el Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso para frenar el coronavirus, que supondría un toque de queda.

"Hasta ahora lo que sabemos es que ha habido una declaración del consejero", ha añadido el presidente, en alusión las declaraciones del titular autonómico de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, que señaló que esta "tendría que ser una decisión del Gobierno", ya que "sería una aplicación en toda España".

El presidente, que ha insistido en que "todas las comunidades autónomas tienen el apoyo absoluto del Gobierno", ha señalado que "hay que ver si esa propuesta por parte del Gobierno regional de la Comunidad de Madrid se sustancia" y, en ese caso, "que sea un debate que se produzca a nivel multilateral en el Consejo Interterritorial".

En este sentido, Sánchez ha afirmado que "también es importante saber cuáles son las propuestas que hacen el resto de territorios", reiterando que, en cualquier caso, "lo importante será saber exactamente qué es lo que propone, qué es lo que nos pide oficialmente la Comunidad de Madrid".

No entra en "el debate técnico-jurídico"

"Cuestión distinta es el debate técnico-jurídico de cuál es la figura que se tiene que utilizar o no en ese tipo de medidas", ha apostillado Sánchez, que ha instado a ir "paso a paso", empezando por "saber exactamente qué es lo que nos pide la Comunidad de Madrid" y qué solicitan el resto de Gobierno autonómicos.

El líder socialista asimismo ha apuntado que Sanidad y Madrid se reúnen esta tarde. "Por tanto, sabremos exactamente si eso es lo que quiere la Comunidad de Madrid o no".

Sánchez ha hecho estas declaraciones desde Roma, en una rueda de prensa conjunta con el primer ministro italiano, Giuseppe Conte. Precisamente, en el país transalpino tanto Lombardía como Campania han establecido un toque de queda nocturno entre las 23:00 y las 05:00 horas.

Este nuevo capítulo en la estrategia de la Comunidad de Madrid para frenar los contagios llega, además, a tan solo unos días de que decaiga allí el estado de alarma, que el Ejecutivo regional rechazaba y el Gobierno no pedirá prorrogar, y tras semanas de un intenso tira y afloja entre ambas Administraciones a cuenta de las restricciones frente a la pandemia.