El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado que España contará con hasta 13.000 puntos de vacunación contra el coronavirus en todo el territorio. Así se ha expresado en una rueda de prensa posterior a la celebración de la cumbre del G20, donde ha dado cuenta de las resoluciones alcanzadas en dicho evento en conjunto con otros líderes mundiales.

El líder del Ejecutivo ha destacado además que el Gobierno "va a garantizar que todo los grupos priorizados tengan acceso a la vacuna" y que "habrá una única estrategia de vacunación en todo el territorio"; estrategia que, según ha seguido explicando, se "ha diseñado con un grupo de expertos de comunidades autónomas, del Consejo Interterritorial y de bioética". Sánchez también ha manifestado que "habrá un sistema de información y de registro para el seguimiento y la evaluación de la vacunación".

El objetivo, según ha recalcado, es que en el primer semestre de 2021 esté vacunada "una parte muy sustancial de la población". Será, según ha declarado, la organización del Sistema Nacional de Salud en España, basada en la Atención Primaria y de acceso universal, que "goza de una amplia distribución geográfica de centros de salud", la que "facilitará el acceso equitativo a la vacunación".

Esta serie de medidas, que el presidente ha expuesto junto a la ampliación de la oferta de plazas para profesionales sanitarios (más de 10.000), están recogidas en el plan de vacunación contra la COVID-19 que el Gobierno anunciará el próximo martes, tras la clausura del Consejo de Ministros. No obstante, mientras llegue la vacuna, tendremos que seguir respetando las medidas de higiene y seguridad estipuladas por las autoridades sanitarias.

Así lo ha indicado Sánchez, que ha dejado claro que, aunque están "trabajando en la planificación específica de una Navidad segura", estas fiestas "van a ser distintas". Sobre esta cuestión, ha precisado: "Este año tendremos que permanecer a la distancia de nuestros seres queridos en vez de abrazarlos". Ha advertido que "tenemos un horizonte temporal de seis meses, y no es casual", puesto que es "el que los expertos consideran adecuado", y ha añadido que España se encuentra "en la senda adecuada" para superar la pandemia: "La meta es llegar a 25 casos por cada 100.000 habitantes".

Mañana estaremos en una incidencia acumulada por debajo de los 400 casos"

Pedro Sánchez (presidente del Gobierno)

Durante su intervención, Sánchez también ha destacado que "nadie estará totalmente seguro hasta que el mundo esté seguro". Ha recordado que el total de contagios en nuestro país asciende a 1.556.730 personas y que "desgraciadamente" 1.341 compatriotas han perdido la vida esta semana", si bien ha insistido en la necesidad de seguir combatiendo al virus con sacrificios y esfuerzos: "El estado de alarma funcionó en la primera ola y está funcionando en esta segunda ola. Mañana estaremos, tras mucho esfuerzo, en una incidencia acumulada por debajo de los 400 casos por 100.000 habitantes en 14 días".

"Es un año muy complejo, inédito en nuestras vidas. Quiero dar las gracias a los profesionales sanitarios, a los científicos por las vacunas. Gracias a nuestros colegios abiertos, sin apenas brotes. Y a la cultura", ha continuado expresando el presidente del Gobierno, quien ha sido preguntado también por el estado del Gobierno de coalición que comparte el PSOE con Unidas Podemos y sobre la polémica que ha generado la aprobación de la nueva ley de educación, la LOMLOE, conocida ya popularmente como la 'Ley Celaá'.

"La unión de la izquierda es buena noticia"

Pedro Sánchez ha rechazado las diferencias y tensiones que pudieran estar generándose en el seno del Gobierno entre el PSOE y Unidas Podemos, especialmente a raíz del apoyo de Bildu a los Presupuestos Generales del Estado. "Todos los ministros y ministras no son de uno u otro partido político, tienen mi total confianza y empatía". Y ha ido más allá: "A mi juicio, la unión de la izquierda es buena noticia para nuestro país y en un momento de emergencia económica y social. Estamos dando respuesta a esta pandemia en un Gobierno de coalición de forma razonable y con mucha empatía social".

Precisamente, sobre el papel que ejerce ahora la formación Abertzale de cara a que el Gobierno pueda aprobar sus cuentas, Sánchez ha sido tajante: "Mal que le pese a algunos, esos 198 escaños en los que están partidos de derechas y de izquierdas que dijeron sí a la tramitación de los Presupuestos representan a la España democrática. El mensaje es rotundo y claro, y muy positivo la sociedad española. Las siglas que importan son PGE: Presupuestos Generales del Estado".

Al respecto de la LOMLOE y la controversia que ha suscitado en algunos de los puntos de la ley, el líder del Ejecutivo ha destacado que "la pluralidad lingüística es un gran activo". Por ello, garantiza, según ha matizado, "el aprendizaje en castellano y en las cuatro lenguas cooficiales, como dice la Constitución". Y ha realizado otro anuncio: "Una vez aprobada la nueva ley educativa aprobaremos una ley de formación profesional".